Se cumplen dos años desde el inicio de la Gran Marcha del Retorno en medio de la pandemia del Coronavirus

El día de ayer lunes 30 de marzo se cumplieron dos años desde el inicio de la Gran Marcha del Retorno, que cada viernes se realizaba en la frontera artificial de Gaza con los Territorios Palestinos Ocupados, para exigir el derecho al retorno a sus hogares de la población palestina refugiada de los que fueron expulsados de sus hogares entre 1947 y 1948.

No solo la sombra de los francotiradores israelíes planea en este segundo aniversario sobre la Franja, sino también el innegable temor al contagio masivo por coronavirus. Esto ha llevado a los organizadores de estas marchas a suspenderlas y pedir a la población que se quede en casa y lo conmemore izando banderas palestinas en azoteas.

Las cifras que dejan estos dos años de manifestaciones pacíficas de una población desarmada frente a tiradores de élite israelíes son terribles: 230 personas asesinadas, 36.135 heridas, de las cuales 8.076 heridas por munición real y 170 han resultado discapacitadas, en su mayor parte por amputación de alguna pierna.   

Tras trece años de ilegal bloqueo por parte de Israel que han sumido a toda su población en un estado de emergencia humanitaria, la pandemia que ya se ha colado en la Franja hace temer una verdadera catástrofe humanitaria, como se viene avisando por parte de Naciones Unidas, entre otros. Esta amenaza por pandemia no hace sino agudizar un estado que difícilmente puede empeorar, pero parece que esto supondrá otra vuelta de tuerca para la población de Palestina.

Recordemos que “oficialmente” Gaza es inhabitable para más de sus dos millones de seres humanos desde el 1 de enero de este año.

Fuente: Rumbo a Gaza

Edición: Comunidad Palestina de Chile