OK

Actualidad / Noticias

Palestina denuncia que TLC entre Colombia e Israel "afecta sustancialmente el derecho a la autodeterminación del pueblo palestino"

21/02/2019



La Corte Constitucional realiza una audiencia pública porque se encuentra analizando la ley que aprobó del tratado del libre comercio entre Colombia e Israel. El embajador de Palestina dice que Israel incluye en su jurisdicción aduanera los productos fabricados en asentamientos palestinos.

La Corte Constitucional se encuentra revisando la Ley 1841 del 12 de julio de 2017, aprobatoria del Tratado de Libre Comercio (TLC) entre Colombia e Israel. La diligencia, que es polémica porque fueron invitados los embajadores de Israel y de Palestina, servirá de insumo al alto tribunal para entrar a definir si da vía libre o no a ley. Entre los aspectos que analiza la Corte están los impactos del tratado y si se previó por parte del Gobierno la incidencia que este podría tener en la cuestión palestina.

¿Por qué? La Corte se pregunta si se tuvieron en cuenta definiciones generales de territorio y nacionalidad, reglas de origen clarificaciones entre la Unión Europea e Israel e inversión. En la audiencia, el embajador de Palestina, Raouf Almalki, dijo el TLC afecta a ese pueblo porque incluye en la definición de territorio la ocupación a Palestina. "Al estar bajo una ocupación, Israel está realizando una explotación ilegal de los recursos naturales en territorios palestinos".

El embajador aseguró que por esta razón el Tribunal de Justicia Europea ya ha incluido limitaciones interpretativas sobre los productos que tienen origen en territorios palestinos ocupados por Israel. "El TLC que acá nos convoca, al ser Israel la potencia ocupante y al integrar engañosamente al territorio israelí a las colonias israelíes en Palestina, afecta sustancialmente el derecho a la autodeterminación del pueblo palestino", agregó.

(Le puede interesar: La controversia por invitación de embajadores de Israel y Palestina a audiencia pública)

A su turno, el canciller Carlos Holmes Trujillo, defendió el TLC con Israel por su importancia estratégica en material comercial, sin que se trate de un asunto de límites políticos. "Los tratados que no versan sobre delimitaciones territoriales no tienen vocación de resolver controversias territoriales. No le corresponde a Colombia pronunciarse sobre controversias jurídicas de la que es ajena", dijo al tiempo que cuestionó a la Corte por haber citado a los embajadores a la audiencia.

"Notamos con preocupación que varias de las preguntas ahondan por temas de conveniencia y necesidad y por Estados que no hacen parte del tratado", dijo Holmes sin hacer referencia específica a Palestina y señalando que quien lleva la potestad de dirigir las relaciones internacionales es el presidente de la República, por lo que la Corte solo podría pronunciarse sobre aspectos de forma y no de conveniencia.

(Le podría interesar: Colombia reconoció a Palestina como un Estado, dice Embajada)

El interviniente en el proceso José Manuel Álvarez Zárate señaló que en el tratado hay una definición amplia del concepto de territorio, en contravía de las condenas internacionales a la ocupación Palestina. "Colombia cambió la débil línea negociadora sobre el concepto de territorio que es muy sensible. Además, hace dos definiciones, una de territorio general y otra particular para los inversionistas. Dependeríamos de una ley interna de Israel para saber en donde aplica. Es movible. Cualquier ciudadano que resida en Israel podría demandar a Colombia y este no es el objeto de tratado".

Álvarez Zárate dijo que estas definiciones ampliadas de territorio pueden afectar a Colombia. "No se dejen amedrentar de mercaderes de intereses propios que le dicen al Congreso que Colombia va a ser del paria porque no suscribió el tratado. Este es un argumento repetido y pandito, es falto de sentido y falso. Colombia está inmersa en los circuitos internacionales de comercio desde su independencia", dijo.

(Le sugerimos: Colombia e Israel firman tratado de libre comercio)

Cabe recordar que el gobierno, a través del canciller Carlos Holmes Trujillo, se había opuesto a la presencia de los diplomáticos. "Invitar a embajadores a rendir conceptos de estas audiencias tergiversa la naturaleza de la discusión, pues le otorga un contexto político inadecuado a un proceso que es exclusivamente jurídico", precisó Holmes Trujillo.

Precisamente, para las universidades Externado y Santo Tomás, y los ciudadanos José Álvarez, Luis Montero, Eduardo Kronfly, Heidi Abuchaibe y Blanca Beltrán, estimaron que hay controversia sobre las definiciones de "territorio" y "nacional", la referencia a "Jerusalén" como lugar de firma del acuerdo y la relación con "otros acuerdos internacionales". En su criterio, Colombia no puede legitimar la ocupación israelí de territorios palestinos, particularmente el origen de las mercancías procedentes de territorios ocupados.

Fuente: El Espectador