OK

Actualidad / Noticias

Israel aprueba limitar acceso de palestinos a su corte suprema

18/07/2018


En una muestra de "apartheid", Israel aprueba limitar el acceso de los palestinos a su corte suprema para favorecer a sus colonos en disputas territoriales.

Con 56 votos a favor y 48 en contra, el parlamento del régimen israelí decidió ayer martes restringir el acceso de la población autóctona palestina al tribunal supremo de Israel y expandir, a la vez, la jurisdicción de su corte administrativa en los territorios aún controlados por palestinos.

Medios israelíes explican que esta medida, que se realiza en el marco de 51 años de cambios demográficos artificiales en la ocupada Cisjordania, pone los casos de disputas territoriales, en primera instancia, en manos de la corte administrativa israelí, que hasta ahora no tenía jurisdicción en esta materia.

Los diputados derechistas han celebrado la aprobación de la ley, que consideran "un importante paso judicial" que favorecerá a los ocupantes judíos de Cisjordania en sus disputas territoriales con la población autóctona árabe.

Los izquierdistas, por el contrario, critican la ley, de la que aseguran que es "un paso más" en la anexión de tierras palestinas y "priva" a los palestinos residentes en la llamada "área C" de Cisjordania de "su derecho a luchar para certificar su propiedad".

"Esta ley es parte de una peligrosa revolución que está intentando borrar la Línea Verde (establecida en 1949 entre Israel y sus oponentes árabes)", advirtió el diputado de la alianza política Lista Conjunta Dov Khenin, antes de añadir: "Esto es contrario al derecho internacional, que prohíbe a Israel legislar en territorios ocupados fuera de sus fronteras".

Su correligionario Yousef Jabareen denunció por su parte que la ley "abre el camino" a Israel hacia las tierras palestinas y crea una "base para un régimen de apartheid".

El relator especial de las Naciones Unidas sobre los derechos humanos en Palestina, Michael Lynk, denunció el pasado 2 de julio que Israel ha adoptado medidas que podrían resultar en la anexión formal de la ocupada Cisjordania.

Unos 570 000 colonos israelíes viven en más de 120 asentamientos construidos por Israel desde el inicio de la ocupación de los territorios palestinos de Cisjordania y Al-Quds (Jerusalén) en 1967, tras la Guerra de los 6 Días.

Las colonias israelíes en esos territorios palestinos son consideradas ilegales por la Organización de las Naciones Unidas (ONU), la Unión Europea (UE) y la gran mayoría de la comunidad internacional, por prohibir la Convención de Ginebra construir en terrenos ocupados.

Fuente: HispanTV