OK

Actualidad / Noticias

Delegación de Latinoamérica visita altas autoridades de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP) en Jordania

23/01/2018


La Confederación Palestina de América Latina y el Caribe (COPLAC) viajó a Jordania con una extensa delegación de representantes de países como El Salvador, Brasil, Chile, Venezuela, Panamá y Guatemala, para reunirse y dar a conocer el trabajo de la diáspora Latinoamericana en la propia OLP, así como el rol que deben jugar las comunidades en la defensa de la causa palestina y el mantenimiento de la identidad palestina en el continente y en las nuevas generaciones.

Tuvieron la oportunidad de reunirse e informar al Secretario General de OLP, Saeb Erekat, que el próximo congreso se celebrará en Brasil durante el mes de mayo, una iniciativa abierta que espera la representación de la mayoría de organizaciones palestinas en el continente, noticia que fue muy bien recibida por la autoridad, quien afirmó ayudará al llamado a participar de un congreso de unidad en el continente.

La delegación también recibió la generosa hospitalidad del jefe del Departamento de Expatriados de la OLP, Tayseer Khaled. Asimismo, se reunieron con el Presidente del Consejo Nacional Palestino, Salim Zanoun, para solicitar el rol de las comunidades palestinas en la diáspora.

También pudieron reunirse con el Dr. Asad Abdul Rahman, Presidente del Instituto Internacional Palestino (Palestine International Institute, PII), con el objetivo de fortalecer programas de intercambio entre los jóvenes de la diáspora palestina en América Latina que promueven la conexión de las nuevas generaciones con la madre patria, Palestina, como es el caso de la Beca Mahmud Darwish, para la cual se solicitaron más cupos, o programas para trabajar en un campamento de verano.

Entre otras de sus reuniones, la delegación ha tenido el placer de juntarse con una serie de artistas, intelectuales y organizaciones palestinas en Jordania.

Lamentablemente la reunión no se pudo realizar en Palestina Ocupada, debido a la política de ocupación israelí que prohíbe el ingreso a los palestinos de la diáspora o cualquier activista por los derechos humanos del pueblo palestino.









Fuente: Federación Palestina de Chile