OK

Actualidad / Noticias

El partido de Netanyahu busca extender la ley israelí a los asentamientos en Palestina

02/01/2018


El Consejo Central del principal partido en el Gobierno israelí, Likud, presidido por el primer ministro, Benjamín Netanyahu, aprobó el domingo 31 de diciembre una moción para extender la legislación israelí a los asentamientos judíos en los territorios palestinos ocupados de Cisjordania. En esa moción -que no es vinculante para Netanyahu- se solicita también que la construcción de asentamientos sea ilimitada, según France Presse (Afp). El presidente de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Mahmud Abbas, ha condenado este lunes el resultado de la votación y ha criticado a Estados Unidos, histórico aliado de Israel, por su silencio.

Las colonias ilegales ubicadas en Palestina "son parte integral de la soberanía de Israel", afirmó Haim Katz, presidente del Consejo y diputado del Likud. Los expertos creen que el respaldo de la gran mayoría del partido derechista podría ser la antesala de una ley más amplia de la Kneset (Parlamento israelí) que sería aplicada en toda Palestina, donde la ANP aspira a levantar un Estado palestino independiente (junto con Gaza y Jerusalén Este), y donde los israelíes reivindican los históricos territorios de Judea y Samaria.

La reacción del presidente palestino no ha tardado en llegar. "Esperamos que esta votación sirva de recordatorio a la comunidad internacional de que el Gobierno de Israel, con el apoyo de la Administración estadounidense, no está interesado en una paz justa y duradera (entre Israel y Palestina)". Y puntualizó: "El objetivo principal (del Gobierno israelí) es la consolidación de un régimen de apartheid en toda la Palestina histórica", dijo Abbas citado por Afp.

La resolución del Likud, votada durante la última noche de 2017, decía: "50 años después de la liberación de Judea y Samaria (actual Cisjordania), y con Jerusalén, nuestra eterna capital, el Comité Central del Likud llama a sus delegados a trabajar para permitir la construcción sin obstáculos y extender la ley y soberanía israelí en todas las zonas de asentamientos liberados en Judea y Samaria".

De prosperar una ley en ese sentido, significaría un paso hacia la anexión de una parte de los 5.400 kilómetros del territorio de Palestina con más de 100 asentamientos considerados ilegales por la comunidad internacional. En la zona en cuestión viven 2,8 millones de palestinos y unos 400.000 colonos judíos. "Este será un paso digno de bendición, pues conducirá a la imposición de la soberanía israelí en las bíblicas Judea y Samaria", declaró antes de la votación el ministro de Educación, Naftali Bennett, líder del partido Ha´Bait Ha´Iehudí (La casa judía) también conocido como Partido de los colonos.

Por su parte, el miembro del Comité Ejecutivo de la OLP, la Dra. Hanan Ashrawi, condenó enérgicamente la decisión unánime del partido Likud y la iniciativa del ala derechista de la coalición de anexar Cisjordania ocupada e imponer la "soberanía" israelí sobre asentamientos judíos ilegales tras el anuncio del presidente estadounidense Donald Trump. Y declaró:

"Israel se ha visto envalentonado por las políticas irresponsables y provocadoras de la administración de los Estados Unidos y, por lo tanto, está intensificando sus violaciones del derecho internacional y poniendo fin oficial al proceso de paz fallido. Esta es la desaparición definitiva de la solución de dos Estados y los acuerdos firmados previamente. Los últimos pasos del presidente Trump y el primer ministro Netanyahu están agregando combustible a las llamas y llamando aún más a la agresión de Israel contra el pueblo palestino, sus tierras y derechos. En este contexto, la intención anunciada de Israel de construir un millón de asentamientos de colonos en la Ribera Occidental ocupada expone la naturaleza real del expansionismo y el unilateralismo israelí".

"Hemos buscado repetidamente la intervención de la comunidad internacional y pedido a los Estados miembros que traduzcan sus condenas a la empresa de asentamientos ilegales de Israel en acciones serias y concretas que incluirían medidas punitivas".

"Los líderes palestinos han cumplido todas sus obligaciones según lo establecido en el derecho internacional, los acuerdos y los términos de referencia previamente firmados. Sin embargo, a la luz de la decisión de ayer del partido Likud, los líderes palestinos volverán a evaluar sus políticas y opciones durante la próxima reunión del Consejo Central de Palestina. La violación de Israel de todos los acuerdos y compromisos ha anulado las obligaciones palestinas y destruido las posibilidades de paz".

Fuente: El País con información del Departamento de Cultura e Información de la OLP
Editado por Federación Palestina