OK

Actualidad / Noticias

Ministro neozelandés propone reactivar las negociaciones entre palestinos e israelíes

08/06/2015


El ministro de Relaciones Exteriores de Nueva Zelanda, Murray McCully, viajó hasta la región del Medio Oriente en un intento por "impulsar la paz duradera entre Israel y Palestina". El objetivo del neozelandés no es casual, debido a que el país al cual representa comenzará a tener un rol significativo para el orden mundial, luego de comenzar a servir como jefe del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas en julio.

Y es que McCully se está preparando por adelantado para uno de sus mayores desafíos: retomar las conversaciones de paz que permanecen dormidas desde abril del 2014, cuando Israel se negó a liberar el tercer lote de prisioneros palestinos que había comprometido y autorizó la construcción de 14.000 nuevas viviendas en asentamientos ilegales de Cisjordania.

McCully comenzó su visita al Medio Oriente en Egipto, lugar en donde se reunió con Abdel-Fattah Al Sisi y otras autoridades. Previamente, según informan medios internacionales, el ministro neozelandés se había reunido con el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, el asesor de seguridad nacional Yossi Cohen y el vice primer ministro, Silvan Shalom. El mismo McCully señaló que durante la reunión charlaron sobre temas como la posibilidad de un nuevo proceso de paz y las principales preocupaciones de Israel.

Hoy día, el ministro neozelandés se reunirá con el presidente Mahmoud Abbas y con su par palestino, Rami Hamdallah.

Diferencias con la propuesta francesa

Hace casi un mes, Francia también anunció que desarrollará un proyecto de negociaciones basado en la solución de dos Estados con las fronteras previas al año 1967, todo esto, pensado en una línea de tiempo de 18 meses. Lo interesante de esta propuesta es que, en caso de que Israel se niegue, Francia procederá a reconocer automáticamente el Estado Palestino.

Ante esto, McCully señaló que dejará que la resolución francesa siga en curso y que no se trata de una competencia entre ambos países, sino que más bien de lograr reales avances en esta cuestión.

A pesar de que McCulluy ha demostrado su interés en acabar con décadas de conflicto entre Israel y Palestina, el ministro ha señalado que no hará ningún movimiento para reconocer al Estado Palestino todavía: "Hemos sido muy claro con los palestinos. No discutiremos el tema del reconocimiento hasta después de haber acabado con este nuevo intento de negociaciones". "Creemos que debemos intentar insistir en generar diálogos entre ambas partes, en lugar de complicar más el asunto con el reconocimiento. Pero si no hay movimientos concretos, claramente eso es algo a lo que nosotros, y otros miembros de la comunidad internacional, vamos a apuntar", señaló.

Ante esta situación, reflexionamos con las palabras que el historiador israelí Ilan Pappé, emitió sobre la posibilidad de que todos los países del mundo reconozcan a Palestina como el conjunto de dos lugares inconexos: "Me preocupa que el mundo esté reconociendo a Palestina como los Bantustanes(territorios segregados dispuestos para las personas no blancas en la antigua Sudáfrica) y no como posibilidad de ser un país democrático con soluciones justas para las personas y especialmente para los refugiados. De hecho, creo que Israel es muy tonto al negarse a que el mundo reconozca al Estado Palestino tan sólo como Gaza y Cisjordania".

Fuente: Informaciones traducidas por Federación Palestina de Chile, desde New Zeland Herald.