Ejército israelí llevó a cabo ejercicios militares en el norte del Valle del Jordán que Israel pretende anexar

El ejército israelí realizó ejercicios militares en varias áreas del norte del Valle del Jordán, en Cisjordania Ocupada.

Aref Daraghmeh, un activista local, dijo que los militares israelíes realizaron ejercicios en las aldeas de Al Farisiya, Al Burj y Khirbet Samra, utilizando munición real, tanques y autobuses.

El Valle del Jordán, que es una franja de tierra fértil que se extiende hacia el oeste a lo largo del río Jordán, alberga a unos 65.000 palestinos y constituye aproximadamente el 30% de Cisjordania Ocupada.

Desde 1967, cuando el ejército israelí ocupó ese territorio, Israel ha trasladado al menos a 11 mil de sus ciudadanos al Valle del Jordán.

Algunos de los asentamientos en los que viven se construyeron casi en su totalidad en tierras palestinas ocupadas, que pasaron a esa condición luego de que la Ocupación las confiscara.

El ejército israelí también ha designado alrededor del 46% del Valle del Jordán como zona militar cerrada desde el comienzo de la ocupación en junio de 1967, y ha estado utilizando el pretexto de los ejercicios militares para desplazar por la fuerza a las familias palestinas que viven allí, como parte de una política de limpieza étnica y de sofocar el desarrollo palestino en la zona.

Aproximadamente 6.200 palestinos viven en 38 comunidades en lugares destinados a uso militar y han tenido que obtener permiso de las autoridades israelíes para entrar y vivir en sus comunidades.

En violación del derecho internacional, el ejército israelí no sólo desplaza temporalmente a las comunidades de manera regular, sino que también confisca sus tierras de cultivo, destruye sus viviendas y la infraestructura de los palestinos.

Además de sufrir desplazamientos temporales, las familias palestinas que viven allí se enfrentan a un sinfín de restricciones en el acceso a los recursos y servicios.

Mientras tanto, Israel explota los recursos de la zona y genera beneficios asignando generosas extensiones de tierra y recursos hídricos en beneficio de los colonos ilegales.

Los políticos israelíes han dejado claro en varias ocasiones que el estratégico Valle del Jordán será anexado en un futuro cercano.

Fuente: Agencia de Noticias Wafa